La Máquina se para (2ª ed. ampliada)

Desde marzo de 2020, esta obra no se leerá igual. En la era del coronavirus, la novela de Forster adquiere un nuevo significado: la humanidad atrincherada felizmente en sus habitáculos, encantada con sus dispositivos tecnológicos, rehuyendo el mundo exterior (supuestamente tóxico) y practicando una distancia social considerada como algo imprescindible y refinado. Frente a la propaganda del #quédateencasa, el teletrabajo y la vida digital, el alegato de Forster por conservar resquicios de humanidad ante la Megamáquina adquiere una relevancia crucial.

Continuar leyendoLa Máquina se para (2ª ed. ampliada)

Nuevo acto de censura

Los autores de nuestro libro Covid-19. La respuesta autoritaria y la estrategia del miedo han sido víctimas de un nuevo acto contra la libertad de expresión. La presentación del libro programada para la Fira Literal de Libros e Ideas Radicales ha sido suspendida menos de 24 horas antes de celebrarse. A continuación reproducimos el comunicado que hemos escrito en respuesta a estos gravísimos hechos.

Continuar leyendoNuevo acto de censura

La tragedia de Espartaco. Hacia una ecología libertaria

Creer que todo está permitido porque creemos que todo es posible: esa es la cínica conclusión que deriva del delirio de la voluntad de poder azuzada en algunos cerebros endebles por uno o dos siglos de revolución industrial, devastadora de todos los recursos energéticos del mundo y de las fuerzas más íntimas de la humanidad.

Continuar leyendoLa tragedia de Espartaco. Hacia una ecología libertaria

Covid-19. La respuesta autoritaria y la estrategia del miedo

No es nada sencillo entender o explicar cómo las autoridades públicas pudieron tomar masiva y globalmente medidas de consecuencias tan graves, y de eficacia cuanto menos dudosa al momento de decidir su implementación. Más complejo aún es comprender cómo han podido sostenerlas cuando los estudios muestran que la letalidad del virus es entre diez y veinte veces menor que la que se le había atribuido inicialmente, y cuando las consecuencias negativas del gran encierro son ya ostensibles y su eficacia para disminuir el impacto de la pandemia entre escaso y contraproducente. Todo esto ha propiciado la proliferación de teorías conspirativas de todo tipo, desde las que planteaban que el virus era una creación de laboratorio, hasta las que negaban la existencia misma del virus. Aquí ofreceremos un esbozo de explicación que, creemos, ayuda a entender simultáneamente cómo fue posible una reacción tan uniformemente sustentada en el pánico, y por qué quienes no se plegaron a la ola de temor tendieron a recurrir a teorías conspirativas para explicar las acciones autoritarias de los gobiernos.

Continuar leyendoCovid-19. La respuesta autoritaria y la estrategia del miedo

Imágenes rotas

En el transcurso de esas conversaciones nos ha acontecido a menudo, a mis interlocutores y a mí, que nos hemos maravillado de nuestra suerte: nosotros aquí, ellos chinos, yo extranjero, desnudando nuestros corazones ¡y diciendo todo lo que se nos pasa por la cabeza! Nuestros caminos podrían haberse cruzado perfectamente ayer en China, pero tendríamos que haber guardado silencio; o incluso si en el transcurso de una clásica visita a su escuela, a su fábrica, a su comunidad, me hubiese sido dado verles y preguntarles, no habrían podido más que recitarme puntualmente la letanía que por convención se exige soltar a los extranjeros… Acerca de este asunto de las relaciones entre chinos y extranjeros, algunos de sus relatos terminan por lo demás por arrojar luz retrospectivamente sobre experiencias que tuve durante mi estancia en China y que, por algún incidente en particular, me provocan un doloroso remordimiento.

Continuar leyendoImágenes rotas

Los bosques perdidos

La humanidad ha llevado muy lejos el mundo artificial que ella misma ha creado. Ha buscado aislarse, en sus ciudades de acero y hormigón, de las realidades de la tierra y del agua. Embriagada con la sensación de su propio poder, parece querer profundizar cada vez más y más en sus experimentos de destrucción de su mundo y de su propia raza. No me da miedo ser tachada de sentimentalista si me planto hoy aquí y les digo que considero que la belleza natural debe ocupar un lugar en el desarrollo espiritual de todo individuo y toda sociedad. Cuando destruimos la belleza, o cuando sustituimos un atributo natural de la tierra por algo artificial creado por el hombre, estamos retrasando parte del crecimiento espiritual del ser humano.

Continuar leyendoLos bosques perdidos